domingo, 12 de julio de 2009

Mochila arhuaca

Para el profundo pensamiento elaborado por siglos de estudio de su entorno, la mochila es uno de los símbolos más libres de la creación de la vida, es decir, el útero de la madre universal. Por ello, la imagen de una mujer tejiendo mochilas está dotada de la fuerza y del espíritu de la fertilidad. Además, la manera de tejer la mochila se desarrolla en forma espiral, según el símbolo de la creación del mundo hecha por Kaku Serankwa. Cuando una muchacha termina de tejer su primera mochila, debe llevarla ante el Mamu para que sea usada en los diversos rituales de iniciación que la insertan en la vida comunitaria; al momento de tener su primera menstruación. A su vez, la mochila a través de los colores y dibujos, identifica ante los demás miembros de la comunidad el tana o linaje familiar de aquel que la lleva. Es decir, es uno de los mecanismos de pertenencia a la sociedad arhuaca de cada individuo. Entre esos diseños se destacan el gamako, que es una estilización de la rana, símbolo de la fertilidad entre las culturas indígenas de la Sierra. El zikamu, representación del ciempiés; el aku, a semejanza de los grabados en la piel de la serpiente cascabel, símbolo del tiempo y del espacio. En los últimos años, la creatividad de las gwati (mujeres arhuacas) ha incorporado una extensa gama de diseños, algunos son variaciones de los diseños tradicionales o novedosos como flores, el uso de nombres en los tejidos o representaciones tomadas de los motivos de la orfebrería tayrona.

"el primer hijo que tuvo la madre universal, fue creando el mundo al moverse por todo el territorio ancestral en espiral, al igual que el caracol, regando sus hijos por todos los sitios donde transitó..." así tejen los arhuacos sus mochilas. En cada punto del tejido se hila la vida cotidiana con las reflexiones más trascendentales. Los más mínimos detalles expresan una forma de ver y concebir el mundo, así como se teje una mochila, así se construyen las relaciones y se da sentido a la existencia. El tejido pinta formas geométricas que representan los elementos del mundo indígena, las llamadas kanas. Las manos que tejen tienen que cumplir con la memoria y leyes tradicionales. La tradición y el talento de entrelazar los hilos y crear las mochilas hacen parte de la sangre indígena, de las tradiciones y de los secretos que guardan los hilos, hilos que mantienen viva su raza.

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada